Convivencia Bloko Tenik 2019

Bloko Tenik es un espacio por y para los jóvenes y este fin de semana de convivencia lo hemos vivido de primera mano.

Unai en Kenia con los niños y niñas de Anidan y Laura, Eilin y Elia aquí en Tenerife con 13 niñ@s y jóvenes que unían sus corazones en la Sede de Bloko.  Durante este fin de semana la Sede de Bloko ha tenido una energía mágica, llena de armonía gracias a la predisposición de todos. Después de una semana larga de preparación, la casa estaba lista para recibir el sábado por la mañana a 13 niños y niñas que, a pesar de sus sonrisas de felicidad, había una cierta incertidumbre de qué pasaría en esa acampada.

Algunos se conocían, otros no. Algunos ya participaron de Bloko Tenik el año pasado, otros se incorporaron después del PISCC Bloko en Tacoronte y otras nuevas incorporaciones que decidieron empezar su tránsito en Bloko Tenik gracias a los conciertos didácticos que realizamos el año pasado con el Auditorio de Tenerife.

El sábado por la mañana llegaron todos expectantes y tras organizar el gran tatami de colchones donde dormirían todos juntos, nos pusimos a ensayar apoyando el liderazgo positivo de Hara Aparicio, de 14 años, en la dirección musical. Una guerrera llena de felicidad que se enfrenta a si misma cuidando y observando las necesidades de cada uno de sus compañero@s.

Organizamos la comida todos juntos, preparamos la mesa y pusimos nombres a cada vaso de cartón para poderlo reutilizar y no generar tantos residuos. ¡Nos quedaron preciosos!

Después de un buen descanso, nos sentamos a conversar y compartir nuestras aficiones, nuestras manías, lo que nos gusta y lo que no. Teníamos un palo de escoba que simbolizaba el turno de palabra. Increíble ver cómo se escuchaban unos a otros e intercambiaban palabras y opiniones que les permitía conocerse más para aceptarse cada uno como es. Expusieron algo muy importante: no generar rumores, no tener vergüenza y miedo a decirle al otro lo que piensas y poder expresarte con libertad, sin herir la sensibilidad del otro.

Ibai Simón, de 14 años, quiso compartir con todos una de sus pasiones: ¡rapear! Fue muy emotivo ver como todos sus compañeros le apoyaron en la realización de su primer taller. Nos emocionamos al ver el talento y la valentía que tiene para entender este arte y compartirlo,  cantarlo, hacer sus mezclas, preparar las bases para cada tipo de competición musical que se realiza en esta disciplina artística. ¡Todos no animamos a cantar, pero la verdad es no es nada fácil improvisar en el momento! Muchísimas gracias Ibai!

Duchas, preparación de la cena y a disfrutar del gran espacio exterior que tiene la sede… ¡a medianoche, todos a dormir!

El domingo por la mañana, vino Amina Hashim para contarles su experiencia de tránsito en Bloko y contactar con sus hermanos y hermanas de Anidan. ¡Fue muy emocionante! Amina nos enseñó el Kisakire, una rítmica creada en Lamu por los niños y niñas de la Bloko del Valle Junior and Children’s band en Anidan. Conexión a través de la música entre jóvenes de diferentes partes del mundo.

El resto del tiempo tuvimos la oportunidad de disponer de los instrumentos musicales de la Sede Bloko para experimentar y realizar nuestras propias composiciones y juegos musicales, sin dirección y en momentos puntuales aprender algo de técnica y rítmicas nuevas.

Sin duda ha sido un fin de semana que ha superado las expectativas con creces. Se han portado super bien y han respetado al máximo cada paso. Creemos que se permiten expresar el amor que llevan dentro si se encuentran en un ambiente amoroso y de respeto. Nuestras futuras generaciones tienen mucho que decir y creemos que tienen el derecho de ser escuchados.

¡Hasta la próxima y gracias por permitirnos acompañaros en vuestras vidas!

Testimonios:

Hara Aparicio Mayer

Bloko Tenik es un espacio para convivir de diferente manera a la que estamos acostumbrados. No es como en el colegio donde constantemente…¿podemos ir a beber agua? ¿podemos ir al baño? ¿podemos…? ¿podemos…? Las adultas os reíais porque os preguntábamos todo el rato, pero es así, lo vivimos así cada día. Creo que todos hemos vuelto a casa con sensación de felicidad, nadie estaba disgustado sino con una sonrisa en la cara, ¡SUPERFELICES! Creo que, si se pudiera repetir esta experiencia, todos o casi todos la repetiríamos.

Respecto a mi tránsito por la dirección musical, me cuesta expresar qué decir. Recuerdo el ensayo del segundo día, donde todos estábamos cansados y por dentro pensaba…¡¡DESPIÉRTEN!! Jajaja A veces cuesta saber cómo actuar o qué decir en ciertos momentos.

¡La conexión con Kenia fue super super super chachi! Sentí una sensación de que estábamos las dos partes, parte en Kenia y parte en Tenerife, desde el móvil nos mirábamos con los ojos bien grandes porque teníamos mucha curiosidad y ellos nos miraban, y nosotros los mirábamos…pero no sabíamos qué decir exactamente. Cuando nos cantaron el Kisakire, yo aluciné…bueno, creo que todos alucinamos, fue muuyyy bonito …no sé cómo podría expresar con palabras ese momento, la verdad ¡uff!

Cuando Unai nos preguntó a Jumbe y a mí si queríamos decirnos algo…casi muero de la vergüenza y creo que a ella le pasó exactamente lo mismo. Nos quedamos mirándonos y por dentro decíamos ¡help!¡socorro! Y claro, ahora lo pienso y digo, podría haberle preguntado un montón de cosas, ¡pero en el momento me quede en blanco porque estaba todo el mundo escuchando!

Ibai Simón

Desde mi punto de vista la acampada me ha gustado ya que ha sido un sitio donde he podido convivir y ver de otra forma a mis amigos, tanto a los que vienen del PISCC de Tacoronte como a los que ya estaban tocando en Bloko.
Me ha gustado mucho sobre todo porque nos hemos sentido muy unidos entre nosotros. Por ejemplo, cuando hice el taller de rap me gustó mucho que la gente no tuviera ese miedo de…”¡qué vergüenza! sino que se sintiera como si estuviese en casa, como si estuviese en una familia y que se adentrase en el grupo. También, el ver que no tuviesen ninguna vergüenza ni nada y además, porque hubo mucho respeto entre nosotros, no hubo ni peleas ni nada. Vimos que en todo lo que hacíamos, cada uno nos apoyábamos, estuviéramos tocando o haciendo otra cosa.
En algunos momentos me dolía mucho la cabeza y me di cuenta que la gente se preocupaba y todos nos preocupábamos por todos. La verdad que me gustaría repetirlo, ¡claramente!
¡Me lo pasé muy bien y para mí, ha sido perfecto!

~ por Blokodelvalle en 14/12/2019.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios .

 
A %d blogueros les gusta esto: